04 marzo 2015

RESEÑA: The opportunist - Tarryn Fisher.


Título: The opportunist.
Autor: Tarryn Fisher.
                                         
Olivia Kaspen es una manipuladora con legua afilada, la cual utiliza para conseguir siempre lo que quiere. Con una excepción, Caleb Drake, el que ella totalmente dejó escapar. Después de un encuentro casual que trae a Caleb de nuevo a su vida, Olivia se encuentra a si misma deseando una segunda oportunidad con su primer amor, y preguntándose hasta donde está dispuesta a llegar para traerlo de vuelta. Su único problema es una pelirroja llamada Leah, el nuevo amor de Caleb. Olivia tiene que luchar por lo que una vez fue suyo y, en el proceso, descubre que a veces el amor no llega a la redención.




The oportunist nos cuenta la historia de una chica, Olivia, que después de un tiempo vuelve a reencontrarse con su amor, Caleb,  pero ¡oh sorpresa! este ha tenido un accidente y no recuerda nada. Ella, que sigue perdidamente enamorada de él, que no ha superado la ruptura, decide aprovechar esto y disfrutar el tiempo que pueda de Caleb, hasta que este recupere la memoria. Mil cosas pasan –bueno, tampoco tantas- en donde ella intentará cambiar y disculparse por lo que pasó años atrás y alguna que otra sorpresa se llevará.
Aun no tengo claro si este libro me ha gustado o no, aunque ese final no me ha convencido del todo.
Cogí el libro con ganas porque me gustaba la historia que contaba y tenía curiosidad por saber que iba a hacer Olivia para intentar recuperarlo, pero creo que al final me ha decepcionado un poco. El libro alterna capítulos en el momento presente y capítulos en pasado y al final, el libro pega unos saltos temporales tremendos, lo que no me hace mucha gracia porque parece que a la autora se le acababan las páginas y aun le faltaban “muchas” cosas por contar.
Es una historia que se lee bastante rápido, entretenida, y que te mantiene bastante en vilo durante gran parte de la narración porque estas esperado a que todo vuelva de nuevo a él y sea capaz de reconocer a Olivia y ver si se la va a liar o que –aunque aquí te llevas una sorpresa-. 



Olivia no me ha gustado mucho. Tiene sus momentos buenos, y entiendo porque no le cuenta a Caleb quien es cuando se entera de que él ha perdido la memoria, pero me ponía un poco nerviosa. No sé muy bien como describirla. El libro te permite conocerla en su etapa de estudiante y en su etapa más adulta.
En su etapa estudiante es cómo anda, pégate una vuelta larga porque no te aguanta ni dios –al menos eso pienso yo- y realmente no llego a entender/coger bien al personaje.  Conocemos a una Olivia mentirosa, manipuladora y egoísta que hace un montón de gilipolleces para conseguir a Caleb, alguna cosa bastante deplorable e imperdonable. Aunque me da la sensación, conforme iba pasando las páginas y descubriendo porque se supone que Caleb la odiaba tanto, de que lo una de las cosas que hace es como “poco” importante cuando considero que es lo más grave de todo.
Como adulta es un poco más de lo mismo, aunque parece un poco más responsable. Pero poco.  Sigue perdidamente enamorada de él, obsesionada, y su faceta de mentirosa no la abandona. También podría calificarla de luchadora, pero al mismo tiempo un poco cobarde.
Un personaje un tanto contradictorio al que no le he cogido especial aprecio –aunque ha tenido sus momentos-.
Luego está Caleb -que no sé porque me lo imagino con la planta de Christian Grey-. Este personaje sí que me ha gustado y he conseguido entenderlo bastante mejor que a Olivia. También lo conocemos en su etapa de estudiante y en su etapa adulta.
Como estudiante, era el jugador de baloncesto “estrella” de la universidad  que hace cosas sorprendentemente bonitas para conseguir a Olivia. De verdad, todo un amor de chico. Persistente, carismático, agradable, guapo –obviamente- y sexy. Vamos, que las traía a todas loquitas.
Como adulto, sigue acaparando todas y cada una de las miradas de las féminas, pero la edad, la experiencia y esa amnesia lo vuelven un poco más imponente.  Podemos ver a un hombre que no era feliz con la vida que tenía antes de ese accidente y entiendes porque hace lo que hace, y como también es incapaz de olvidar a Olivia. Un buen hombre por el que algún suspiro puedes echar.
En definitiva, es una historia de amor apasionada donde entran en juego un montón de cosas que pondrán a prueba a ambos personajes y con un final un tanto inesperado.








1 comentario:

  1. Dios, esta trilogía (que todavía no termino) me ha sacado canas verdes. Lo digo, es muy buena pero aun asi, es estresante los personajes jeje tienen una manera muy particular de hacer las cosas ;)

    Besos, ahijada!

    ResponderEliminar